Memorias recuperadas (10): Joaquín Marcén Azón

Recuperamos la memoria de Joaquín Marcén Azón, entrevistado por Herminio Lafoz Rabaza el 21 de mayo de 2001 y que recientemente ha analizado en el nº 16 de la Revista XIX y veinte en un artículo titulado “Éxodo. Recordando a Joaquín Marcén Azón”.

Nacido en la localidad zaragozana de Zuera en el año 1915, Marcén fue un activo miembro de la Confederación Nacional del Trabajo (CNT) desde la insurrección anarquista de 1933 hasta los finales de la década de los 50 que formó parte de un grupo guerrillero que tenía por objeto matar a Franco.

Joaquín participó en la insurrección anarquista de 1933, una huelga general revolucionaria que tuvo su epicentro en Zaragoza. En esta ciudad se había instalado el Comité Revolucionario integrado, entre otros por Buenaventura Durruti y Joaquín Ascaso.

Insurrección anarquista 1933. Foto: Zaragoza Memoria Histórica


Sofocado el levantamiento se produjo una contundente represión que acabó con la mayoría de sus participantes y líderes en la cárcel de Torrero. Iniciado el juicio un grupo armado venido de Barcelona, pistola en mano, se llevaron toda la documentación del proceso por lo que todos los encausados tuvieron que ser puestos en libertad (escuchar).

Cartel “camaradas detenidos en Zaragoza”. Foto Cazarabet

Durante su permanencia en la cárcel, Joaquín conocerá a Buenaventura Durruti con quien volverá a coincidir durante la Guerra Civil (escuchar).

Al producirse el Golpe de Estado de 1936 Joaquín se encontraba realizando el servicio militar en Manresa. Ante la indecisión de los oficiales de su cuartel, promovió el reparto de las armas entre los soldados de la compañía para defender a la República, y tras ponerse en contacto con el Comité Regional de la CNT se hicieron con todas las armas, para a continuación marchar al frente con una columna anarquista (escuchar).

Durante la Guerra Civil Joaquín luchará en el frente de Aragón. En la retaguardia aragonesa se verá envuelto en la defensa de las colectividades agrarias anarcosindicalistas tras la decisión del Gobierno republicano de su desmantelamiento y enviar al Bajo Aragón a una División bajo el mando de Enrique Lister (escuchar).

Tropas de Lister. Foto: Historias del Bajo Aragón

Participará en la Batalla de Belchite donde se luchó casa por casa. La dureza del combate hizo que las tropas republicanas se retiraran para que las baterías atacaran el pueblo lo provocó su destrucción (escuchar).


Batalla de Belchite. Foto Identidad Aragonesa


En la toma de Teruel por las tropas republicanas tuvo que enfrentarse a las duras condiciones del invierno, con temperaturas de 21 grados bajo cero. Muchos soldados sufrieron amputaciones por la congelación de las extremidades inferiores. En las trincheras se combatía el frío bebiendo café con coñac y con el movimiento continuo (escuchar).

Tanque republicano en la Batalla de Teruel

Tras la pérdida de Teruel y el repliegue a Valencia la resistencia de Levante estuvo a cargo de la llamada “Quinta del Saco”, personas de avanzada edad que se dedicaron a fortificar la retaguardia para dificultar el avance de las tropas franquistas. En este periodo Joaquín se ocupó de la interpretación de planos y mapas a cargo de la Sección Topográfica de Valencia (escuchar).

Para escapar de la represión a finales de marzo de 1939 Joaquín llegó junto a miles de soldados republicanos al puerto de Alicante, con la esperanza de embarcar con destino al exilio. Pero los barcos mercantes enviados desde Francia para la evacuación de las tropas fueron interceptados, deteniendo a todos los que intentaban abandonar España. A Joaquín lo internarán en Campo de Concentración de Albatera en un principio para ser fusilado, siendo posteriormente trasladado a la cárcel de Orihuela localizada en el edificio de un seminario (escuchar). Allí estará incomunicado durante 70 días conviviendo con la tuberculosis la sarna y el  hambre (escuchar).

Placa conmemorativa a los muertos en el Campo de Albatera

Desde Orihuela su periplo por las cárceles españolas le llevaron a Alicante, Valencia, Teruel y finalmente a la cárcel de Torrero de Zaragoza. En esta última obtendrá la libertad condicional tras ser interrogado por un recién nombrado juez falangista (escuchar). Antes de abandonar la cárcel un oficial le propuso localizar las riquezas saqueadas en las iglesias y en diferentes casas de Alcañiz durante la guerra civil y que se habían escondido en los alrededores del Castillo durante la huida por el avance del bando sublevado (escuchar).

Tras la salida de prisión Joaquín volvió a formar parte activa en la CNT en la clandestinidad, integrándose en una guerrilla urbana que tenía por objetivo matar a Francisco Franco. Tras ser descubiertos por la policía, Joaquín volvió a ingresar en prisión. En Consejo de Guerra será condenado a 12 años de prisión y 2 de sus compañeros a pena de muerte (escuchar). Uno de ellos se suicidará en la Cárcel de Torrero para impedir que fueran las autoridades quien lo ejecutase. Posteriormente llegó la orden de absolución del Consejo de Ministros, la que fue la primera absolución de guerrilleros por este organismo (escuchar).

Comentarios

Lo más visto